© 2014 Ovejas de Fieltro. All rights reserved.

Cómo lavar el fieltro

Habitualmente os solemos explicar qué aplicaciones tiene el fieltro en manualidades, decoración y otros usos. Pero en esta ocasión, vamos a tratar otra cuestión que nos puede ser muy útil para el manimiento de este textil.

Aunque el fieltro parece ser capaz de soportar todo tipo de manipulaciones cuando está seco, si está húmedo no es tan resistente y debe ser tratado con especial cuidado. Tanto si es fieltro de lana 100%, una mezcla de lana, acrílico o sintético hay que extremar las precauciones en el lavado.

Lavar fieltro

Foto: Fieltrosnimim.com

A continuación, os dejamos una serie de consejos para mantenerlo en buen estado:

– Evitar el agua muy caliente ya que puede provocar un proceso de afieltrado y que la prenda se encoja más. Lo aconsejable es el agua fría o tibia. También evitaremos el uso de jabón o las temperaturas extremas sobre fieltro, ya que éstos pueden causar nudos o bolitas en su superficie.

– La mejor forma de lavar prendas de fieltro es hacerlo a mano y no meterlas dentro de la lavadora -aun en un ciclo suave- y la secadora. El fieltro es un material muy delicado que puede dañarse rápidamente por los movimientos de la máquina.

– Lavar sólo la superficie si el fieltro está sólo ligeramente sucio. Debemos asegurarnos de que el fieltro esté completamente seco y utilizar un cepillo de cerdas suaves. Puede ser un viejo cepillo de dientes o un cepillo para ropa. Se debe humedecer el cepillo en agua limpia y pasarlo con suavidad por toda la prenda o por la parte de fieltro que tenga la prenda. Atención porque nunca debemos lavar en seco porque podemos provocar que la parte que estamos frotando con la fricción genere pelusas que arruinarán la prenda.

lavar fieltro

 Foto: wikiHow

Lavar toda la pieza con la mano si el lavado de superficie no es suficiente. Para ello, llenaremos el fregadero con agua fría, remojaremos el artículo de fieltro en el agua durante unos minutos y, por último, exprimiremos suavemente para sacar el agua de la prenda. Debemos tener cuidado de no frotar o torcer la prenda. Repeiremos el proceso de remojar y exprimir hasta que esté limpio. Colocar las piezas de fieltro sobre una toalla y dejar que se sequen al aire.

– Lo más recomendable para quitar el exceso de agua del fieltro es hacer el enjuague con agua completamente fría y luego enrollar sobre una toalla y estrujar.

– Los artículos de fieltro lavados en su último enjuague en vinagre hará que el vellón/lana se vuelva suave y agradable ya que hace que vuelva a su pH natural. Si lo que deseamos es desinfectar y eliminar los malos olores, debemos mezclar el vinagre y el agua en relación 1:2 y sumergir el fieltro en la solución durante 10 minutos. Luego, lavamos a mano la prenda en agua fresca y limpia. El olor a vinagre se desvanecerá en pocos días.

Lavar el fieltro

Foto: Sol Maldonado

– Otra forma de desinfección es añadir unas gotas de zumo de limón al agua cuando laves a mano. Los limones tienen propiedades antibacterianas y antisépticas, y actúan como desodorantes naturales.

Siempre secar a la sombra y no dejar la prenda directamente al sol porque puede afectar los colores. Tampoco usar la secadora porque como es lana puede encoger con el calor.

– Terminado el proceso, plancharemos con una plancha con vapor y a temperatura de lana para preservar al máximo su estado.

planchar

Esperamos que os hayan sido útiles estos consejos por si os veis en la necesidad de tener que limpiar prendas o creaciones de fieltro.

Recordad que Textil Oilus es uno de los más importantes fabricantes y distribuidores de fieltro de lana, con atractivos colores y una capacidad para ser trabajado y transformado, lo que permite utilizarlo en infinidad de aplicaciones como pueden ser manualidades, decoración y moda, entre otras.